¿SUFRIMOS EL SÍNDROME DE LA RANA HERVIDA?

May 27, 2020 | Internacional

El contexto internacional se está haciendo cada vez más complejo. Y no nos referimos sólo a la incertidumbre causada por la actual crisis sanitaria, que también, sino a la cada vez más manifiesta tendencia proteccionista de los mercados internacionales y la inestabilidad política de muchos países que, a partir de ahora, se verá agravada con la crisis económica que en mayor o menor medida afectará de forma generalizada.

Los cambios probablemente no se perciban de golpe, pero asistiremos de forma progresiva (ya lo empezamos a ver antes de la crisis sanitaria), a un incremento de las exigencias regulatorias de todo tipo, amparadas sobre la necesidad de proteger la salud y seguridad de las personas, combatir la evasión fiscal, prevenir el cambio climático, combatir la ciber-delincuencia, restringir la transferencia de tecnologías sensibles, proteger la soberanía tecnológica etc. que se traducirán en más complejidad a la hora de gestionar las operaciones y se comportarán como barreras encubiertas.

Parece claro también que las restricciones de movilidad que hemos sufrido a raíz del Covid-19 nos ha permitido experimentar todos juntos una nueva manera de relacionarnos, por el canal on-line, que los expertos apuntan que ha venido para quedarse, no sólo por las restricciones que se puedan ir manteniendo, sino también porque muchas empresas lo adoptarán como una forma de minimizar costes y optimizar recursos, especialmente, en cuanto a los viajes internacionales. Y más aún en el entorno de recesión económica que se vislumbra. ¿Esto puede acelerar el proceso de cambio en la forma de hacer negocios internacionales? Probablemente sea así. Y también hay que estar preparados en este aspecto.

Por lo tanto la pregunta que habría que hacer no es tanto si habrá cambios en la forma de afrontar la internacionalización de nuestros negocios, porque esto ya era un hecho antes de la crisis sanitaria, si no en cómo nos debemos preparar para mantenernos y alcanzar nuevas cuotas de mercado. 

¿Realmente los planes de promoción internacional tal y como han sido concebidos hasta ahora seguirán siendo un fórmula válida?

¿Será suficiente hacer pivotar toda la actividad internacional de la empresa en el departamento exportación o en los exports managers como hasta ahora? ¿Las fórmulas clásicas para conocer los mercados nos serán de alguna utilidad, cuando nos enfrentamos a competidores que gestionan la información con tecnología big-data y con herramientas de prospección digital y social media?

Las preguntas obviamente son retóricas, ya que la respuesta cae por su propio peso.

Pero si somos un PYME puede ser que ante esta complejidad estemos convencidos de que no tenemos más remedio que seguir tirando por falta de recursos, por falta de conocimiento o por falta de visión.

Pero lo que sería más grave, es que fuera por falta de conciencia de donde estamos y hacia donde vamos, porque entonces querría decir que sufrimos del síndrome de la rana hervida, que describe el fenómeno que sucede cuando ante un problema en el que las consecuencias se ven a largo plazo, la falta de conciencia hace que no actuamos o lo hacemos demasiado tarde.

La internacionalización será clave para la recuperación en la fase Post-Covid, pero hay que introducir buenas prácticas que consideramos imprescindibles para la buena gestión de la actividad internacional de la empresa.

1. Asegurar la inversión: Aprender a valorar el riesgo político antes de invertir tiempo y recursos en un nuevo mercado.

2. Disminuir el riesgo: Ocuparse de asegurar preventivamente la operativa internacional mediante contratos que cumplan con las nuevas formas de distribución comercial, regulaciones internacionales, etc …

3. Evitar sanciones: A partir de ahora será vital garantizar el control sobre el origen de las mercancías debido a una mayor presión internacional de los controles aduaneros en esta materia.

4. Garantizar el cumplimiento: Utilizar nuevos instrumentos que garanticen el cobro y el cumplimiento de los contratos.

5. Nuevas competencias digitales: Desarrollar dentro de la empresa herramientas digitales para la gestión internacional, así como, la prospección digital en los mercados internacionales.

6. Nuevos canales digitales: Desarrollar la capacidad empresarial de vender a través de los mercados electrónicos o Market Places.

Si necesitas ayuda en alguno de estos ámbitos no dudes en contactarnos. Tenemos soluciones preparadas para adaptar tu negocio al nuevo entorno internacional.

AUTOR

Asun Cirera

Abogada

Diplomada en Relaciones y Comercio Internacional asun.cirera@group-sys.com

PÍDENOS INFORMACIÓN…

Contactanos a través de este formulario si necesitas ampliar la información acerca de este artículo.

Campos obligatorios *
Campos obligatorios *

ARTÍCULO BLOG

Política de Privacidad *

7 + 13 =

Los datos personales que facilites, serán incorporados a un registro de actividades de tratamiento de datos personales, cuyo responsable es VISIUM GLOBAL BUSINESS SOLUTIONS S.L. La finalidad es la gestión de la solicitud o consulta. La legitimación se basa en el consentimiento, No se cederán datos a terceros, salvo obligación legal. Tienes derecho a acceder, rectificar y suprimir los datos, así como otros derechos, escribiendo a rgpd@group-sys.com como se explica en la política de privacidad completa.

CONTÁCTANOS

Escríbenos y nos pondremos en contacto contigo para valorar juntos cómo podemos ayudarte.